Ammar Allaham – homologación como protésico dental

Persona sentada en un laboratorio odontológico.
Ammar Allaham

¡Le devuelvo la sonrisa a la gente!


Eso es lo más bonito de mi trabajo como protésico dental.


Cuando Ammar Allaham llegó a Alemania, experimentó un “choque cultural” en toda regla. Pero este simpático sirio superó todas las adversidades y hoy vuelve a trabajar como protésico dental.


Nombre Ammar Allaham
Edad 31
Profesión de referencia Protésico dental
País de obtención del título Siria
Ejerce de Protésico dental

Para mí, la homologación supone...

... la posibilidad de cursar la maestría en prótesis dental.


Mi consejo

¡Para tener éxito hay que moverse!


Para Ammar Allaham, devolverle la sonrisa a la gente es lo más bonito de su trabajo. Este sirio es un protésico dental de los pies a la cabeza. Poder trabajar en Alemania en la profesión que le apasiona era la prioridad de este joven de 30 años cuando, en 2015, huyó a Alemania procedente de Turquía. Para conseguir ese objetivo, Ammar Allaham superó todas las adversidades.

Cuando llegó a Alemania por primera vez, experimentó un “choque cultural” en toda regla, según afirma el propio Ammar Allaham: «Es otra cultura, otra manera de vivir. Tenía problemas con el idioma y no sabía qué hacer». Pero este joven de 30 años no perdió el entusiasmo. Obtuvo el respaldo de una asociación de ayuda a refugiados. Allí no solo le ayudaron con las cuestiones cotidianas, sino que también le aconsejaron sobre sus posibilidades profesionales. Mientras estudiaba alemán de manera intensiva en el Instituto Goethe, aprobó dos prácticas en las que medió la asociación: con un protésico dental y en una clínica de ortopedia maxilar. Esta última le contrató como protésico dental. Ammar Allaham valora su trabajo, aunque la forma de trabajar difiera mucho de la de Siria. «Aquí trabajamos con más rapidez y precisión. Además, la comunicación entre el odontólogo y el laboratorio es más intensiva. Sigo aprendiendo cada día y me siento bien cuando hago bien mi trabajo».

Pero el objetivo de Ammar Allaham era la maestría en prótesis dental. Para conseguirla necesitaba la homologación de su cualificación profesional extranjera. Se puso en contacto con la Cámara de artes y oficios de Heilbronn-Franken y, en abril de 2017, presentó la solicitud de homologación. Como había huido de Siria, no contaba con todos los documentos necesarios, por lo que la Cámara de artes y oficios le ofreció realizar un análisis de cualificación. Concertaron una cita rápidamente y el joven de 30 años se sometió a una prueba de sus habilidades profesionales en un laboratorio de Schriesheim, en Heidelberg. «Tuve que realizar varias tareas; por ejemplo, elaborar una prótesis parcial. El examinador quedó muy satisfecho e incluso me ofreció un empleo». Poco después, obtuvo la homologación como protésico dental.

Ammar Allaham estaba más cerca de hacer realidad su sueño profesional. La homologación y un empleo fijo le proporcionó la seguridad necesaria para planificar su próximo paso con calma. Ahora ya nada se interpone en su camino hacia la maestría en prótesis dental.

Fotografía: © Portal “Anerkennung in Deutschland”/BIBB: Robert Funke

La entrevista con Ammar Allaham tuvo lugar en junio de 2018. Durante el procedimiento de homologación obtuvo asesoramiento y ayuda de la asociación Freundeskreis Asyl y de la Cámara de artes y oficios de Heilbronn-Franken como órgano competente.