Pedagogos sociales y trabajadores sociales

Una pedagoga social con un niño
© Photographee.eu / Fotolia

Perfil profesional y actividades

Los pedagogos/as sociales y los trabajadores/as sociales se encargan de la prevención, la tramitación y la resolución de problemas sociales. Asesoran y asisten a personas, familias o grupos de personas en situaciones complicadas. Trabajan, por ejemplo, en centros juveniles, infantiles o de la tercera edad, en oficinas de asesoramiento a familias y a adictos o en grupos de autoayuda.

¿Qué estructura tiene la formación? ¿Qué títulos hay?

Se trata de una cualificación profesional basada en un título universitario. Dicho título universitario puede ser una licenciatura o un máster en Trabajo Social o Asistencia Social y se imparte en escuelas superiores, academias profesionales o, a veces, en universidades. Los alumnos deben realizar prácticas profesionales durante la carrera. A menudo se exige un máster posterior para ejercer en puestos directivos. La homologación estatal debe solicitarse ante el órgano competente del Estado federado en cuestión después de concluir la licenciatura. Puede que para la homologación estatal tenga que demostrarse un año de experiencia profesional como requisito previo. Cuando se ha obtenido la homologación estatal, se puede ostentar el título de «pedagogo/a social certificado/a por el Estado» o «trabajador/a social certificado/a por el Estado.

Diferencias entre «pedagogo/a social» y «trabajador/a social»

Diferencias entre «pedagogo/a social» y «trabajador/a social»

Por lo general, el trabajo social abarca más que la pedagogía social. La pedagogía social se centra en el trabajo con niños, jóvenes y familias. El trabajo social también abarca ámbitos como la migración, la resocialización o la reinserción laboral. Antiguamente se podía estudiar la especialidad de Trabajo Social y también la de Pedagogía Social. Hoy, por lo general, en Alemania solo hay una carrera.

Trabajar sin homologación

A veces se puede trabajar en como pedagogo social sin una homologación oficial. Normalmente, es algo que deciden los empleadores. No obstante, en ese caso no podrá ostentar el título de «pedagogo/a social certificado/a por el Estado» o «trabajador/a social certificado/a por el Estado.