Odontóloga - Yanina Ketzelman

Una mujer con bata blanca sonríe a la cámara.
Yanina Ketzelman

Ahora puedo empezar mi vida profesional en Alemania


El “Buscador de homologaciones” supuso una gran ayuda para lograrlo.


En Argentina, Yanina Ketzelman era una prestigiosa ortopeda maxilar. Gracias al procedimiento de homologación, consiguió la licencia para el ejercicio de la actividad profesional. Ahora puede trabajar en su profesión permanentemente en Alemania.


Nombre Yanina Ketzelman
Edad 40
Profesión de referencia Odontóloga
País de obtención del título Argentina
Ejerce de Odontóloga en Brandemburgo

Para mí, la homologación supone...

... el éxito profesional en Alemania. ¡Y estoy muy agradecida por ello!


Mi consejo

Tener mucha paciencia, un poco de buen humor y el apoyo de la familia y los amigos es una gran ventaja durante el procedimiento de homologación.


Yanina Ketzelman llegó a Berlín en abril de 2013 por amor. Yanina, de 40 años, ya estaba familiarizada con el país y sus gentes, puesto que participó en un intercambio en la Universidad de Gießen. Razón suficiente para firmar un contrato laboral incluso antes de llegar al país y, con ello, asegurarse la concesión de un permiso para el ejercicio profesional. Unos meses después, Yanina Ketzelman solicitó la licencia para el ejercicio de la actividad profesional y se topó con su primer gran desafío: “Dado que la calidad de la formación profesional argentina no es demasiado conocida en Alemania, el procedimiento fue un poco más complicado que, por ejemplo, con un título de EE UU”, afirma esta nueva berlinesa. Yanina Ketzelman reunió los documentos necesarios antes de llegar a Alemania. Gracias a eso, en diciembre de 2013 (tres meses después de presentar la solicitud), obtuvo la tan deseada licencia para el ejercicio de la actividad profesional.

Para Yanina Ketzelman, el procedimiento de homologación no siempre fue sencillo, tanto en un sentido emocional como económico. “Por suerte, mi prometido es abogado. Me ayudó mucho con las cuestiones legales y la jerga jurídica, que suele ser compleja”. La primera fuente de información de esta argentina fue el “Buscador de homologaciones”, a través del cual averiguó cuáles eran los puntos de contacto a los que debía dirigirse. “El “Buscador de homologaciones” y la información detallada que se encuentra en el portal “Homologación en Alemania” fueron un excelente punto de partida”, opina Ketzelman. “Pero siempre es mejor poder hablar con la gente en persona”. Para responder a sus preguntas técnicas, principalmente le ayudó el Colegio Federal de Odontólogos.

Después de obtener la licencia para el ejercicio de la actividad profesional como odontóloga, la argentina, que en su país de origen trabajó muchos años como ortopeda maxilar en una clínica privada y en la universidad, se ha propuesto ahora homologar su titulación de odontología especializada. Por eso mismo, para Yanina Ketzelman el futuro es prometedor. “¡Estoy muy contenta con mi situación actual y tengo ganas de encarar mis proyectos de futuro, tanto en la esfera privada como en la profesional!”.

La entrevista con Yanina Ketzelman se produjo en junio de 2014.